Incubación

Recomendar esta página Ver en PDF Imprimir esta página
Wiki de astronomía.
Todo el poder de la Wikipedia y toda la esencia de la astronomía

Incubación

De Wikipedia, la enciclopedia libre

La incubación es el acto por el que los animales ovíparos (sobre todo las aves) empollan o incuban los huevos sentándose sobre ellos para mantenerlos a una temperatura constante a la que se puedan desarrollar los embriones.

En la mayoría de las especies de aves, la temperatura se produce por el calor corporal del progenitor empollador, aunque algunos grupos, especialmente los megápodos, usan el calor geológico o el generado por la materia vegetal en putrefacción, ya que ésta al transformarse en abono produce la temperatura suficiente como para incubar los huevos.

En las especies que empollan, el trabajo se divide entre los sexos de varias maneras. El modelo más común puede ser que la hembra se encarga de toda la incubación, como en el cisne coscoroba o los vireos, o de casi toda, como es típico de los halcones. En algunas especies, como la grulla americana, el macho y la hembra se turnan para empollar el huevo. En cambio, los huevos del casuario son empollados únicamente por el macho. El chorlito llanero macho incuba la primera nidada, pero si la hembra pone una segunda, la incuba ella. En los hoátzines, algunos individuos (mayoritariamente machos) ayudan a sus padres a incubar las nidadas posteriores.

Los periodos de incubación varían de 11 días (en unos pájaros chicos incluyendo al cuclillo pico negro y al cuclillo pico amarillo de Norteamérica) a 85 días (en el albatros errante y el kiwi castaño). En éstos, la incubación es interrumpida, el más largo periodo no interrumpido es 64 a 67 días en el pingüino emperador.[1]

Algunas especies comienzan a incubar con el primer huevo, de modo que los polluelos eclosionan a tiempos diferentes, otros comienzan al poner el último, de modo que los polluelos eclosionan a la vez.

Scroll to Top